Cómo evitar contribuir en la congestión del tránsito

Si vives en alguna de las ciudades más habitadas de México, la congestión del tránsito puede ser un importante dolor de cabeza diario. ¿Quieres evitar ser parte del problema, ahorrar tiempo y contribuir a tu comunidad de una manera positiva? Tomar el transporte público, andar en bicicleta o caminar y usar buenas técnicas de conducción son todas las formas en las que puedes evitar contribuir a la congestión del tránsito. Sigue estos 3 consejos y así podrás ahorrar tiempo y evitar percances en tu camino.  1.- Presta atención. Puede sonar obvio, pero la mayoría de los conductores están distraídos y prestan poca atención a qué está sucediendo en su entorno, incluso con coches a distancia o dos delante de ellos. Comienza a hacer un esfuerzo activo para mantenerte alerta hacia adelante hasta donde puedas ver. Tu visión periférica se encargará de lo que no está directamente delante de ti. Debes estar atento a la desaceleración, los riesgos de las calles y de accidentes u otros problemas. Anticipa las desaceleraciones y baja de velocidad paulatinamente, incluso si estás manejando un JAC con transmisión CVT. 2.- Planea con anticipación. Cuando vas a usar una intersección a la autopista o salir de ella, no esperes hasta el último momento para incorporarte. No es necesario anticiparse con kilómetros antes, pero la incorporación suave y sin problemas mantiene el tránsito fluyendo. 3.- Evita la tentación de hablar por teléfono, “textear”, maquillarte o leer el periódico, incluso si el tránsito se está moviendo muy lentamente. Escribir mensajes de texto, leer o hacer otras cosas que requieren tu atención es desconsiderado para otros conductores que luego deben tocar el claxon para que preste atención el resto del mundo. Es importante siempre estar alerta y mantener el flujo de tránsito. Recuerda, podrías ser acreedor de una sanción y aún peor, ocasionar un accidente en caso de no seguir este consejo.